M- LEARNING PARA APRENDER EN LA ESCUELA

Por. Brizeida Hernández Sánchez /Psicopedagoga

mobile learningActualmente, la escuela  enfrenta cambios impresionantes; los docentes vivimos en  crecimiento permanente de la mano de las tecnologías emergentes, existen innumerables recursos para el apoyo docente; entre estos podemos mencionar dispositivos móviles, los que los autores denominan Mobile Learning.

La educación tiene un alto desafío a corto plazo, desde las normativas del uso de móviles en las aulas de clases como recursos para mediar el aprendizaje,  las grandes posibilidades que ofrecen estos recurso y además de saber que las metodologías de enseñanza requieren de ingenio e innovación para llegar a conquistar el interés y la atención de los estudiantes, de tal forma que sean competitivos con herramientas accesibles y fácil manejo.

Las estrategias metodológicas planificadas desde una visión amplia mirando  las necesidades de los estudiantes (atención, percepción, memoria, comunicación)  lo que se busca es que el proceso de aprendizaje les permita socializar, colaborar, sentir y producir intelectualmente.

El M- Learning es una metodología de enseñanza basada en dispositivos móviles a base de conectividad inalámbrica, según Keggan (2005)  lo describe como aquel aprendizaje  que el estudiante adquiere en todo momento en que manipula un dispositivo.

M- Learning  es un modelo emergente,  complemento del e-learning, es otro canal,  (personal digital assitent) muy usado en Estados Unidos y Europa hace una década. La exploración de tecnologías de telefonía móvil, ha inundado la escuela con las tablet, iphone, ipod, los mensajes instantáneos,  los código de barra que permiten almacenar  información, juegos, desarrollado creatividad y autonomía. Estas herramientas aplicadas a la educación es un medio auxiliar para que los estudiantes alcancen  otras competencias como comunicarse, investigar, indagar, cuestionar, aparte del uso de imágenes, sonidos, animación, podcat entre otros.

El aprendizaje móvil es un aprendizaje en movimiento sencillo como el uso de los mp3, mp4, recursos tecnológicos que aprovecha las destrezas en la comunicación y en la educación en general y particularmente  educación a distancia por sus características  de alto soporte, capacidad de búsqueda, el estudiante  evidencia alta valoración de desempeño, navegación sencilla, procesador, velocidad, acceso inmediato, uso de mensaje, es decir la adquisición de conocimiento permanente,  todos estos accesos a la información en tiempo real.

Es una estrategia que permite la generación de conocimientos con actividades reales, como leer, escribir, calcular, interpretar, dar respuestas, manejo de agendas, calendarios, uso de videojuegos, entre otras innumerables aplicaciones en el aula; se puede aplicar en formato individual y grupal.

Una escuela que aprende con tecnología móvil, primero requiere estar equipada; desde los dispositivos hasta la planificación curricular, tener una cultura del uso de los dispositivos, cultura de la ética, de participación en la comunidad para reglar y normar su uso en la escuela.

Aplicar estas formas de mediar el aprendizaje tiene a su favor innumerables ventajas, que van desde  hacer buen uso del lenguaje, aprovechar el potencial de innovación que ofrecen; además de las múltiples investigaciones realizadas, entre ellas la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura. (UNESCO) ha desarrollado investigaciones en el uso  de dispositivos móviles en países de bajos recursos para medir la calidad e impacto.

Los dispositivos móviles aumentan la motivación y provoca un cambio en los contenidos instruccionales o formativos, se convierte en un aliado de las Tecnologías de la Información y la Comunicación, tanto para docentes como estudiantes; hace que la experiencia del uso de tecnología sea cotidiana y se gane mayor confianza en su aplicación.

Además de exigirle al docentes mayores competencias para crear contenidos educativos, producir materiales adecuados a la era digital en que el estudiante sea el protagonista principal de su conocimiento.  Hay que  abrir las puertas de las escuelas y atreverse,  lo difícil es cambiar actitudes, se puede hacer con concienciación para preparar un plan de acción,  un proyecto global de escuela.

Esto es aprovechar los potenciales que tienen las tecnologías, porque solo se requiere internet, o wifi,  con esto obtienes una calidad enorme de gestión de conocimientos; nuestros estudiantes de son residentes digitales con miles de horas frente a los móviles; jugando con ordenadores desde pequeños, tenemos que detenernos y reflexionar ¿cómo hemos enseñado en las últimas décadas?, ¿los docentes estamos preparando para esta generación? Urgen  nuevas pedagogías, nuevas didácticas, metodologías, competencia en tecno-didáctica y  la conducta de querer hacerlo con una nueva herramienta, flexible  través de la portabilidad. Si desea más información regístrate.